El Papa reza para que la gente experimente y comparta la alegría pascual

April 2, 2024 at 10:03 a.m.
El Papa Francisco saluda a visitantes y peregrinos en la Plaza de San Pedro del Vaticano mientras se prepara para dirigir el rezo del "Regina Coeli" 1 de abril de 2024. (Foto CNS/Vatican Media)
El Papa Francisco saluda a visitantes y peregrinos en la Plaza de San Pedro del Vaticano mientras se prepara para dirigir el rezo del "Regina Coeli" 1 de abril de 2024. (Foto CNS/Vatican Media) (Vatican Media)

Por Cindy Wooden, Catholic News Service

CIUDAD DEL VATICANO CNS – Al igual que las mujeres que descubrieron que Jesús había resucitado de entre los muertos y corrieron a contárselo a los demás, los cristianos deberían estar llenos de tal alegría en Pascua que no puedan evitar compartirla con los demás, dijo el Papa Francisco.

"La resurrección de Jesús no es sólo una noticia maravillosa o el final feliz de una historia, sino algo que cambia nuestras vidas y la cambia por completo y para siempre", dijo el Papa el 1 de abril mientras dirigía el rezo del mediodía del "Regina Coeli".

Comenzando por desear a los visitantes de la Plaza de San Pedro una "Feliz Pascua", el Papa dijo que la alegría de la resurrección está por encima de cualquier otra alegría porque "es la victoria de la vida sobre la muerte, esta es la Resurrección de Jesús. Es la victoria de la esperanza sobre el desaliento".

"Jesús ha atravesado la oscuridad de la tumba y vive para siempre: su presencia puede llenarlo todo de luz", dijo el Papa. "Con Él cada día se convierte en la etapa de un viaje eterno, cada ‘hoy’ puede esperar un ‘mañana’, cada final un nuevo comienzo, cada instante se proyecta más allá de los límites del tiempo, hacia la eternidad".

El Papa Francisco rezó para que la paz y la esperanza que brotan de la Resurrección lleguen "donde más se necesita: a los pueblos extenuados por la guerra, por el hambre, por toda forma de opresión".

El Señor resucitado dijo a las mujeres y dice a los cristianos de hoy: "No temáis". "Y si Jesús, vencedor del pecado, del miedo y de la muerte, nos dice que no tengamos miedo, entonces no tengamos miedo, no nos instalemos en una vida sin esperanza, ¡no renunciemos a la alegría de la Pascua!".

La alegría de las mujeres provenía del encuentro con Jesús resucitado y de compartir la noticia con los demás. "¿Cómo alimentar esta alegría? Como hicieron las mujeres: encontrando al Resucitado, porque Él es la fuente de una alegría que nunca se agota", dijo. "Apresurémonos a buscarlo en la Eucaristía, en su perdón, en la oración y en la caridad vivida".

"La alegría, cuando se comparte, aumenta", dijo. "Compartamos la alegría del Resucitado".


Related Stories

CIUDAD DEL VATICANO CNS – Al igual que las mujeres que descubrieron que Jesús había resucitado de entre los muertos y corrieron a contárselo a los demás, los cristianos deberían estar llenos de tal alegría en Pascua que no puedan evitar compartirla con los demás, dijo el Papa Francisco.

"La resurrección de Jesús no es sólo una noticia maravillosa o el final feliz de una historia, sino algo que cambia nuestras vidas y la cambia por completo y para siempre", dijo el Papa el 1 de abril mientras dirigía el rezo del mediodía del "Regina Coeli".

Comenzando por desear a los visitantes de la Plaza de San Pedro una "Feliz Pascua", el Papa dijo que la alegría de la resurrección está por encima de cualquier otra alegría porque "es la victoria de la vida sobre la muerte, esta es la Resurrección de Jesús. Es la victoria de la esperanza sobre el desaliento".

"Jesús ha atravesado la oscuridad de la tumba y vive para siempre: su presencia puede llenarlo todo de luz", dijo el Papa. "Con Él cada día se convierte en la etapa de un viaje eterno, cada ‘hoy’ puede esperar un ‘mañana’, cada final un nuevo comienzo, cada instante se proyecta más allá de los límites del tiempo, hacia la eternidad".

El Papa Francisco rezó para que la paz y la esperanza que brotan de la Resurrección lleguen "donde más se necesita: a los pueblos extenuados por la guerra, por el hambre, por toda forma de opresión".

El Señor resucitado dijo a las mujeres y dice a los cristianos de hoy: "No temáis". "Y si Jesús, vencedor del pecado, del miedo y de la muerte, nos dice que no tengamos miedo, entonces no tengamos miedo, no nos instalemos en una vida sin esperanza, ¡no renunciemos a la alegría de la Pascua!".

La alegría de las mujeres provenía del encuentro con Jesús resucitado y de compartir la noticia con los demás. "¿Cómo alimentar esta alegría? Como hicieron las mujeres: encontrando al Resucitado, porque Él es la fuente de una alegría que nunca se agota", dijo. "Apresurémonos a buscarlo en la Eucaristía, en su perdón, en la oración y en la caridad vivida".

"La alegría, cuando se comparte, aumenta", dijo. "Compartamos la alegría del Resucitado".

Have a news tip? Email [email protected] or Call/Text 360-922-3092

e-Edition


e-edition

Sign up


for our email newsletters

Weekly Top Stories

Sign up to get our top stories delivered to your inbox every Sunday

Daily Updates & Breaking News Alerts

Sign up to get our daily updates and breaking news alerts delivered to your inbox daily

Latest Stories


With gratitude and solidarity, we salute the Diocese’s LIVES OF FAITH
Those who enter religious life and ordained ministry are responding to a higher calling...

With gratitude and solidarity, we salute the Diocese’s LIVES OF FAITH
Those who enter religious life and ordained ministry are responding to a higher calling...

The Eucharist helps overcome polarization, live out the social mission, say congress speakers
Paulist Father Ricky Manolo has a rule in his ...

Sculptures at National Eucharistic Congress 'crystallize a moment,' sculptor says
Pedro Madera Cuevas contemplated the 22-foot sculpture outside St. John the Evangelist Church in Indianapolis.

Service project reminds congress-goers to care for their neighbors 'like Jesus did'
As 10-year-old Annabel Cougron packed ...


The Evangelist, 40 North Main Ave., Albany, NY, 12203-1422 | PHONE: 518-453-6688| FAX: 518-453-8448
© 2024 Trenton Monitor, All Rights Reserved.