ACTUALIZACIÓN: Feligreses se refugiaron en la oración mientras tornados arrasaron el centro de EE.UU. y cobraron al menos 21 vidas

April 3, 2023 at 6:09 p.m.
ACTUALIZACIÓN: Feligreses se refugiaron en la oración mientras tornados arrasaron el centro de EE.UU. y cobraron al menos 21 vidas
ACTUALIZACIÓN: Feligreses se refugiaron en la oración mientras tornados arrasaron el centro de EE.UU. y cobraron al menos 21 vidas

Por Gina Christian

OSV News – Los fieles católicos se refugiaron en la oración cuando tornados abrieron un camino mortal a través del centro de los Estados Unidos el 31 de marzo, cobrando la vida de al menos 21 personas, hiriendo a docenas y devastando miles de hogares y negocios.

Se han recibido más de 50 informes preliminares de tornados en al menos siete estados: Alabama, Arkansas, Illinois, Iowa, Mississippi, Tennessee y Wisconsin.

En Belvidere, Illinois, el tejado del Teatro Apollo se derrumbó durante un concierto, matando a una persona y enviando a otras 28 personas al hospital.

Según PowerOutage.us, en la tarde del 1 de abril, los fuertes vientos habían dejado sin electricidad a más de 850,000 hogares y empresas de 14 estados.

La gobernadora de Arkansas Sarah Huckabee Sanders declaró el estado de emergencia tras los devastadores tornados que asolaron el estado, incluido Little Rock, la capital. Prometió "no escatimar recursos para ayudar en los esfuerzos de respuesta y recuperación".

Las parroquias de las zonas afectadas cancelaron las devociones de Cuaresma previstas para el viernes por la tarde, y muchas de ellas anunciaron en sus redes sociales información sobre seguridad y ayuda en caso de catástrofe.

Kristy Dunn, directora de la escuela católica St. Teresa en Little Rock, dijo a OSV News que los tornados eran demasiado familiares.

"De hecho, experimenté un tornado que destruyó mi casa cuando tenía 14 años", dijo. "Así que forma parte de mi experiencia. Es un poco emotivo hablar de ello".

Dunn dijo que la casa de una estudiante fue arrasada por el tornado, y que "una familia muy generosa de la escuela" acogió a la niña y a su familia, mientras Dunn y la comunidad escolar recogían ropa y otros artículos de primera necesidad.

Los alumnos de St. Teresa se encontraban en la parroquia cuando se emitió una alerta de tormenta, que rápidamente se convirtió en advertencia, a las 2 de la tarde, explicó Dunn. Los estudiantes y el personal se trasladaron a la escuela para refugiarse, siguiendo las directrices de emergencia desarrolladas en parte por su hermano, un meteorólogo del Servicio Meteorológico Nacional, y por un padre de la escuela que es ingeniero.

"El Señor es abundantemente bueno", dijo Dunn. "Contar con esos dos (expertos), además de las fuerzas del orden, nos ayudó a mantenernos a salvo".

Dunn, que dijo que el profesorado de la escuela hizo "un trabajo tremendo" para tranquilizar a los niños, comprobó las clases a lo largo de la advertencia, diciendo que ella "quería estar con cada clase, en cada espacio seguro."

Estaba especialmente preocupada por las clases de tercer año, que habían sido duramente golpeadas por las noticias del tiroteo masivo del 27 de marzo en The Covenant School de Nashville (Tennessee), que se cobró la vida de seis personas, entre ellas tres alumnos de 9 años.

"Nuestras clases de tercer año se dieron cuenta de que tenían la misma edad que las víctimas", explica Dunn. "Ayer ya tuvieron muchas emociones, y luego les decimos que se refugien en el lugar para (los tornados)".

Los alumnos se refugiaron en la oración, y un niño de preescolar le dijo emocionado a Dunn que él y sus compañeros habían "rezado dos veces."

El párroco de Santa Teresa, el padre Stephen Gadberry, dijo a OSV News que los estudiantes de otras escuelas católicas de la zona habían hecho lo mismo, compartiendo videos de Christ the King Catholic School en Little Rock, donde los niños cantaron la canción del compositor cristiano Michael W. Smith "Our God Is An Awesome God" ("Nuestro Dios es un Dios impresionante"), y de Sacred Heart Catholic School en Morrilton, cuyos estudiantes cantaron la coronilla de la Divina Misericordia con acompañamiento de guitarra.

El padre Gadberry dijo que, aunque su parroquia no sufrió daños directos, todavía estaba "evaluando" el impacto de la tormenta en los feligreses, que también se están organizando para ayudar en las tareas de limpieza.

Su madre y sus dos hermanos, a unas 100 millas al noreste, en Wynne (Arkansas), donde un tornado causó cuatro muertos y destruyó escuelas, casas, negocios e iglesias, resultaron ilesos, aunque la ciudad quedó "arrasada", dijo

"Gracias a Dios, nuestra casa está en el campo, en una granja familiar, así que no sufrió ningún daño", dijo. "Pero todos vieron pasar (el tornado) al sur de la casa".

La parroquia St. Peter's Catholic Church en Wynne se salvó, dijo el padre Gadberry, que habló con el párroco, el padre Alfhones Perikala.

"No hay daños mayores a la iglesia, lo que es un verdadero milagro, ya que justo enfrente de ellos, otros edificios fueron arrasados", dijo el padre Gadberry. "Pero varios feligreses han perdido completamente sus casas. Habiendo crecido allí, fue muy surrealista ver los titulares de las noticias".

El obispo de Little Rock Anthony B. Taylor ha estado llamando al clero por teléfono, dijo el padre Gadberry.

"Nos conoce a todos por nuestro nombre, y esta mañana ha estado pendiente de mí, especialmente de mi familia en Wynne", dijo el padre Gadberry. "La comunicación entre los miembros del clero ha sido impresionante".

En medio de la pérdida de vidas y propiedades, las tormentas han ayudado a revelar los misteriosos planes de Dios, expresó.

"Cada vez que se produce una catástrofe natural... nos pone de rodillas, y no en un bonito sentido teológico", dijo el padre Gadberry. "Nivela el campo de juego y demuestra que no somos los individuos grandes y fuertes que pensamos que somos. Realmente necesitamos una comunidad. Literalmente, de la noche a la mañana, los enemigos están trabajando juntos en el mismo patio, superando sus diferencias. ... Somos un pueblo peregrino, y tenemos que seguir caminando juntos".

Dunn se mostró de acuerdo, diciendo que los miembros de su comunidad escolar han estado "enviando incontables mensajes de texto" preguntando cómo podían ayudar.

"El Señor es tan bueno... y hay tanta bondad en la humanidad", dijo. "Alabado sea Dios que ahora puedo verlo de cerca y en persona".

Gina Christian es reportera nacional de OSV News. Síguela en Twitter en @GinaJesseReina.


Related Stories

OSV News – Los fieles católicos se refugiaron en la oración cuando tornados abrieron un camino mortal a través del centro de los Estados Unidos el 31 de marzo, cobrando la vida de al menos 21 personas, hiriendo a docenas y devastando miles de hogares y negocios.

Se han recibido más de 50 informes preliminares de tornados en al menos siete estados: Alabama, Arkansas, Illinois, Iowa, Mississippi, Tennessee y Wisconsin.

En Belvidere, Illinois, el tejado del Teatro Apollo se derrumbó durante un concierto, matando a una persona y enviando a otras 28 personas al hospital.

Según PowerOutage.us, en la tarde del 1 de abril, los fuertes vientos habían dejado sin electricidad a más de 850,000 hogares y empresas de 14 estados.

La gobernadora de Arkansas Sarah Huckabee Sanders declaró el estado de emergencia tras los devastadores tornados que asolaron el estado, incluido Little Rock, la capital. Prometió "no escatimar recursos para ayudar en los esfuerzos de respuesta y recuperación".

Las parroquias de las zonas afectadas cancelaron las devociones de Cuaresma previstas para el viernes por la tarde, y muchas de ellas anunciaron en sus redes sociales información sobre seguridad y ayuda en caso de catástrofe.

Kristy Dunn, directora de la escuela católica St. Teresa en Little Rock, dijo a OSV News que los tornados eran demasiado familiares.

"De hecho, experimenté un tornado que destruyó mi casa cuando tenía 14 años", dijo. "Así que forma parte de mi experiencia. Es un poco emotivo hablar de ello".

Dunn dijo que la casa de una estudiante fue arrasada por el tornado, y que "una familia muy generosa de la escuela" acogió a la niña y a su familia, mientras Dunn y la comunidad escolar recogían ropa y otros artículos de primera necesidad.

Los alumnos de St. Teresa se encontraban en la parroquia cuando se emitió una alerta de tormenta, que rápidamente se convirtió en advertencia, a las 2 de la tarde, explicó Dunn. Los estudiantes y el personal se trasladaron a la escuela para refugiarse, siguiendo las directrices de emergencia desarrolladas en parte por su hermano, un meteorólogo del Servicio Meteorológico Nacional, y por un padre de la escuela que es ingeniero.

"El Señor es abundantemente bueno", dijo Dunn. "Contar con esos dos (expertos), además de las fuerzas del orden, nos ayudó a mantenernos a salvo".

Dunn, que dijo que el profesorado de la escuela hizo "un trabajo tremendo" para tranquilizar a los niños, comprobó las clases a lo largo de la advertencia, diciendo que ella "quería estar con cada clase, en cada espacio seguro."

Estaba especialmente preocupada por las clases de tercer año, que habían sido duramente golpeadas por las noticias del tiroteo masivo del 27 de marzo en The Covenant School de Nashville (Tennessee), que se cobró la vida de seis personas, entre ellas tres alumnos de 9 años.

"Nuestras clases de tercer año se dieron cuenta de que tenían la misma edad que las víctimas", explica Dunn. "Ayer ya tuvieron muchas emociones, y luego les decimos que se refugien en el lugar para (los tornados)".

Los alumnos se refugiaron en la oración, y un niño de preescolar le dijo emocionado a Dunn que él y sus compañeros habían "rezado dos veces."

El párroco de Santa Teresa, el padre Stephen Gadberry, dijo a OSV News que los estudiantes de otras escuelas católicas de la zona habían hecho lo mismo, compartiendo videos de Christ the King Catholic School en Little Rock, donde los niños cantaron la canción del compositor cristiano Michael W. Smith "Our God Is An Awesome God" ("Nuestro Dios es un Dios impresionante"), y de Sacred Heart Catholic School en Morrilton, cuyos estudiantes cantaron la coronilla de la Divina Misericordia con acompañamiento de guitarra.

El padre Gadberry dijo que, aunque su parroquia no sufrió daños directos, todavía estaba "evaluando" el impacto de la tormenta en los feligreses, que también se están organizando para ayudar en las tareas de limpieza.

Su madre y sus dos hermanos, a unas 100 millas al noreste, en Wynne (Arkansas), donde un tornado causó cuatro muertos y destruyó escuelas, casas, negocios e iglesias, resultaron ilesos, aunque la ciudad quedó "arrasada", dijo

"Gracias a Dios, nuestra casa está en el campo, en una granja familiar, así que no sufrió ningún daño", dijo. "Pero todos vieron pasar (el tornado) al sur de la casa".

La parroquia St. Peter's Catholic Church en Wynne se salvó, dijo el padre Gadberry, que habló con el párroco, el padre Alfhones Perikala.

"No hay daños mayores a la iglesia, lo que es un verdadero milagro, ya que justo enfrente de ellos, otros edificios fueron arrasados", dijo el padre Gadberry. "Pero varios feligreses han perdido completamente sus casas. Habiendo crecido allí, fue muy surrealista ver los titulares de las noticias".

El obispo de Little Rock Anthony B. Taylor ha estado llamando al clero por teléfono, dijo el padre Gadberry.

"Nos conoce a todos por nuestro nombre, y esta mañana ha estado pendiente de mí, especialmente de mi familia en Wynne", dijo el padre Gadberry. "La comunicación entre los miembros del clero ha sido impresionante".

En medio de la pérdida de vidas y propiedades, las tormentas han ayudado a revelar los misteriosos planes de Dios, expresó.

"Cada vez que se produce una catástrofe natural... nos pone de rodillas, y no en un bonito sentido teológico", dijo el padre Gadberry. "Nivela el campo de juego y demuestra que no somos los individuos grandes y fuertes que pensamos que somos. Realmente necesitamos una comunidad. Literalmente, de la noche a la mañana, los enemigos están trabajando juntos en el mismo patio, superando sus diferencias. ... Somos un pueblo peregrino, y tenemos que seguir caminando juntos".

Dunn se mostró de acuerdo, diciendo que los miembros de su comunidad escolar han estado "enviando incontables mensajes de texto" preguntando cómo podían ayudar.

"El Señor es tan bueno... y hay tanta bondad en la humanidad", dijo. "Alabado sea Dios que ahora puedo verlo de cerca y en persona".

Gina Christian es reportera nacional de OSV News. Síguela en Twitter en @GinaJesseReina.

Have a news tip? Email [email protected] or Call/Text 360-922-3092

e-Edition


e-edition

Sign up


for our email newsletters

Weekly Top Stories

Sign up to get our top stories delivered to your inbox every Sunday

Daily Updates & Breaking News Alerts

Sign up to get our daily updates and breaking news alerts delivered to your inbox daily

Latest Stories


The Doomsday Clock –the theoretical timepiece that measures humanity's march
he Doomsday Clock –the theoretical timepiece that measures humanity's march...

Catholic men share faith, fellowship at annual rally
The 2024 Catholic Men for Jesus Christ conference brought together ...

Seven U.S. cardinals pledge to help heal Ukraine's wounds of war through new fund
With Russia's full-scale invasion of Ukraine entering its third year...

En el Rito de Elección, el Obispo dice que “ser Católico hace la diferencia
Emilio Robles le da crédito a su prometida y a su familia...

Guadalupe: Mother of Humanity
Every year, in the run– up to her Dec. 12 feast day, more than 10 million...


The Evangelist, 40 North Main Ave., Albany, NY, 12203-1422 | PHONE: 518-453-6688| FAX: 518-453-8448
© 2024 Trenton Monitor, All Rights Reserved.